Management

Ken Segall: "Steve Jobs era un verdadero apasionado del marketing"

0
ken_segall.jpg

El exdirector creativo de Apple contó cómo fue trabajar con el fundador de la empresa, y dijo que Elon Musk está llamado a ser el próximo Jobs.

Por

Steve Jobs, el fallecido fundador de Apple, era un hombre intenso, pero no todo el tiempo, como se muestra en la película protagonizada por Ashton Kutcher. También era carismático, inspirador y gracioso. Así lo describió el publicista Ken Segall, quien estuvo esta semana en Montevideo. Segall trabajó de forma muy cercana a Jobs durante 12 años (en Apple y Next), y lideró el equipo creativo de campañas emblemáticas como Think Different, además de ser quien "peleó" por ponerle la "i" a toda la gama de productos, ya que en un principio el fundador de Apple no estaba convencido. Segall lamenta que la "i" ahora esté desapareciendo, pero entiende que han habido demasiados problemas legales en varios países y que tiene sentido que los productos empiecen a llamarse Apple.

Para Segall, el trabajo con Jobs representa gran parte de su vida y carrera, por lo que es convocado frecuentemente para hablar de esa experiencia. Por esa razón fue uno de los oradores principales del 25° Encuentro Genexus y su charla se centró en la filosofía creativa y de ejecución de Apple y Steve Jobs.

En una conferencia de prensa previa, Segall habló sobre cómo fue trabajar con Jobs, subrayando que el fundador de Apple no dictaba qué hacer, sino que quería ser parte del proceso creativo publicitario para poder opinar. "La principal diferencia (con otras empresas clientes de Segall) era que Jobs era un CEO y un verdadero apasionado por el marketing. Literalmente era el que daba la información del producto, estaba presente en las reuniones y no dejaba que nadie hiciera de filtro. Considero muy importante que el tomador de decisiones sea parte del proceso con una frecuencia determinada", explicó Segall.

Segall recordó que la campaña Think Different se creó en un momento en que Apple tenía que decir que estaba viva, ya que estaba en una situación delicada y muchos la veían al borde de la quiebra. "No sabíamos que productos vendrían; tuvimos que creerle a Steve Jobs cuando nos decía que iban a venir cosas grandiosas. Pero lo realmente grandioso fue que cuando llegaron los productos le dieron vida al eslogan Think Different. No se parecían a nada que alguien hubiera visto antes.", recordó.

Durante la charla, Segall mostró una versión inédita del comercial con la locución del mismo Steve Jobs. Los publicistas lograron convencerlo de que hiciera una prueba, pero, aunque accedió, a Jobs no le gustó la idea.

El poder de la simplicidad

Segall escribió el libro Increíblemente simple para compartir una de las claves del éxito de Apple: el convencimiento de Steve Jobs en el poder de la simplicidad. El publicista considera que muchos de estos principios pueden ser aplicados a otras compañías, fundamentalmente el del sentido común, en el que Jobs era "extremadamente bueno".

"Cuando desarrollábamos para Next o Apple una regla importante era si se estaba diciendo algo importante, claro, que se entendiera en forma rápida y que si alguien lo recordaría. La filosofía de Apple es tener pocas cosas, pero que la gente sepa bien para qué sirven", recordó Segall.

¿El próximo Jobs?

Consultado sobre quién podría ser considerado como el próximo Steve Jobs, Segall opinó que Elon Musk (Tesla, SpaceX) es el que aparece en primer plano. "Piensa en gran escala, habla de viajes espaciales y autos eléctricos. La gente lo ve como un visionario", explicó.

Segall compartió un sueño con el público: que dentro de unos años, Apple compre a Tesla y haga de Elon Musk su CEO. Así, Musk controlaría un imperio de increíble tecnología y además podría hacer los viajes espaciales, acotó.

Hace casi 20 años, Segall fantaseaba con otra adquisición: que Disney comprara a Apple e hiciera de Steve Jobs el CEO de un poderoso imperio del entretenimiento y la tecnología. "Pero eso nunca ocurrió", lamentó.

En profundidad

Únase a la conversación