Gestión de Carrera

¿Cuál es el panorama educacional y laboral tras la reforma energética de México?

0
petroleo_bomba_52_0.jpg

Falta de académicos especialistas y llegada de talento extranjero estarán marcando su implementación. Se estima que el mercado laboral necesitará cubrir cerca de 25.000 nuevas plazas profesionales y más de 100.000 a nivel técnico en las áreas variadas de energía.

Por

Con la entrada en vigor de la reforma energética mexicana, que tiene como finalidad atraer inversiones y modernizar el sector, se estima que el mercado laboral necesitará cubrir cerca de 25.000 nuevas plazas profesionales y más de 100.000 a nivel técnico en las áreas variadas de energía. Sin embargo, pese a que varias universidades públicas y privadas están diseñando programas educacionales, la oferta formativa aún no puede responder en gran medida a las demandas en materia laboral que se requieren.

Para Alejandro Ibarra-Yunez, profesor de Economía y Política Pública de EGADE Business School del Tecnológico de Monterrey y especialista en el tema de energía, serían pocas las universidades que estarían preparadas con especialistas en ambientes académicos neutrales en política y concentrados en dar solución a los problemas reales del ecosistema energético. Además, “son escasas las que mantienen convenios y programas conjuntos con universidades y centro extranjeros de alta reputación y madurez”.

La misma opinión tiene el investigador del Centro de Energía y Recursos Naturales del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), Paolo Salerno, quien asegura que aún quedan incertidumbres sobre lo que va a ser la implementación de la reforma.

“De todas formas, hay varios ateneos que se están moviendo para atender a la creciente demanda sectorial que se está dando en estos último meses”, indica el académico.

En este sentido, y para responder a la demanda de profesionales que requerirá la industria con el pasar de los años, el ITAM ya está impartiendo diplomados, cursos de carrera y planifica un postgrado dirigido a la difusión del conocimiento en este sector.

Por su parte, el Tecnológico de Monterrey está concentrando sus esfuerzos en la especialidad (7 materias), como el área de concentración (4 materias dentro del MBA), como también programas ejecutivos que potencien áreas como finanzas de la energía, evaluación de proyectos energéticos, regulación, contratos y negocios, además de mercados de energía. Esto viene a fortalecer la oferta académica desde las licenciaturas, maestrías y doctorados. Además complementa los posgrados que imparte la institución tales como Ingeniería Energética, Ingeniería de Medio Ambiente y Cambio Climático, entre otras.

Talento extranjero

Si bien existen– en menor medida-profesionales ligados al área energética con capacidades para afrontar los desafíos que plantea la reforma, la llegada de talento extranjero sería inminente en un mercado que necesita de materia prima para poder empujar a la industria.

Para Joao Nunes, director ejecutivo de la compañía de reclutamiento especializado Michael Page y quien está al frente de la división de gas y petróleo de la compañía en México, estima que debido al volumen de trabajo e inversiones que se espera en los siguientes años a partir de la entrada de la reforma, habrá una gran afluencia de candidatos con experiencia en el extranjero que puedan llegar a liderar proyectos.

“Sobre todo en los primero años será necesario buscar talento fuera del país que cuente con un mayor conocimiento técnico y tecnológico. Algunos de los países que podrían dotar de talento a México serían Colombia, Venezuela, Brasil y Estados Unidos (especialmente de la ciudad de Houston, Texas)”, aseguró el ejecutivo.

Sin embargo, aprovechando la llegada de profesionales extranjeros para Paolo Salerno es clave seguir formando a los profesionales mexicanos para que puedan desarrollar competencias más profundas en la materia.

Desde Michael Page, aseguran, que la evolución de las carreras ligadas al sector energético que actualmente existen (Ingeniería Petrolera, Química, Electromecánica y Mecánica) dependerá de las inversiones que lleguen al país, y es muy probable que aquellos profesionales que lleguen del extranjero empiecen a preparar a los estudiantes que estén cursando esas ingenierías.

Profesiones más demandadas

Pese a que para Joao Nunes faltan aproximadamente dos años para que se comiencen a ver verdaderos cambios en la industria energética, incluyendo la dinámica del mercado laboral, el talento en sectores como construcción (especialmente de infraestructura), manufactura y logística migrará de forma importante hacia puestos en esta industria. Esto se daría porque muchas de las competencias y habilidades se comparten entre estos sectores.

Sin embargo, actualmente en México existen importantes oportunidades en el sector petrolero, específicamente en aguas profundas, ya que en el país habría una falta de conocimiento y tecnología en esta área.

Adicionalmente y según el ejecutivo de Michael Page, en la etapa inicial de la reforma las profesiones más requeridas serán aquellas relacionadas con la exploración, investigación, desarrollo de estudios y mapas como geólogos, geofísicos e ingenieros petroleros.

Por otro lado, en el sector del gas, los profesionales más solicitados serán aquellas orientadas a la operación de ductos, así como aquellos enfocados a la construcción y desarrollo de infraestructura para dichas plataformas.

“De hecho, las primeras licitaciones que están ocurriendo en el país son para el transporte y construcción de los ductos, esto debido a las oportunidades de negocio que existen en el norte de México por la cercanía con Estados Unidos”, puntualiza Nunes.

En el plano administrativo, el área que tiene mayor oportunidad de crecimiento es la de desarrollo de negocios, es decir, aquellos profesionales que conocen tanto el contexto socioeconómico de México, como los procesos de licitación en el país.

Únase a la conversación