Finanzas

5 tips para que no caigas en el impago y saldes tus deudas

0
balance-business-calculator-163032.jpg

Lo mejor decisión es tomar acciones que permitan retomar el control de las finanzas.

Por

Dejar de pagar tus deudas puede ser muy tentador, pero las consecuencias pueden ser muy costosas al corto y largo plazo, especialmente porque corres el riesgo de tener una nota negativa en el Buró de Crédito, lo que dificultará que puedas obtener otro tipo de financiamientos a futuro.

Ante esto, Gerardo Obregón, Fundador y Director General de Prestadero, la primera comunidad de préstamos entre personas en Internet en México, ofrece cinco consejos para que no caigas en la tentación del impago.

"Muchas veces me preguntan que cuál es lo máximo que se debe pagar en deudas para no afectar las finanzas. Y les respondo que hay varias reglas que dependen del monto bruto que reciben. Una regla puede ser del 28-36% que es sobre US$5 que recibes debes dedicar 28% pesos a gastos del hogar y 36% a pagar deudas en general para no afectar las finanzas personales", explica Obregón.

Estos cinco tips te pueden ayudar a tomar el control de las deudas:

1. Arma un presupuesto 

Si visualizas algún problema por medio de tu presupuesto, e no te permitirá hacer el pago puntual de tus deudas, entonces puedes identificar cuáles son las áreas en las que puedas reducir gastos. 

Puedes pedir ayuda a la familia o amigos para lograrlo cuanto antes y así lograr tener ese faltante estimado.

2. Recortar gastos 

Elimina los gastos que no son necesarios como comer fuera de casa o levantarte más temprano para no usar transporte privado.

Poco a poco te darás cuenta que hay cierta cantidad de dinero que puedes dejar de usar y aprovechar para pagar tus pendientes más apremiantes.

3. Avisa al banco o institución para llegar a un acuerdo

Es recomendable que notifiques a tu acreedor cómo está tu situación, sobre todo para que renegocies el adeudo y te extiendan el plazo,  y no te afecte a tu historial de crédito. 

Esta actitud es buena porque sentarás un buen precedente de que tienes voluntad de pago.

4. Pagar una deuda con otro crédito

Si se tiene una deuda con el banco puedes pedir otro crédito para pagarlo siempre y cuando la nueva deuda tenga una menor tasa de interés. A esto se le llama refinanciar o consolidar deuda. 

Si tienes un historial crediticio sano, antes de que empieces con retrasos, solicita un crédito que te sirva para consolidar deudas, y así, te quedas pagando un solo crédito a una menor tasa. Si caes en impago será más difícil que puedas obtener un financiamiento más barato para salir de las deudas.

5. Realiza un pago anticipado

Si ya hiciste todo lo posible por cumplir tu compromiso de pagar la deuda, pero no alcanzas a cubrirlo, entonces algunos contratos permiten la liquidación anticipada sin penalización. Por ejemplo, puedes vender tu automóvil o realizar una venta de garage para obtener la liquidez que te permita salir de la situación financiera.

FOTO: PEXELS.COM

En profundidad

Únase a la conversación