Educación

5 recomendaciones para estudiar online

0
rawpixel-com-296622-unsplash-1.jpg

A continución, la experiencia de dos profesionales que han podido desarrollar su carrera gracias a la educación online.

Inscríbase en nuestros newsletters

Por

La tranformación digital no sólo se vive en grandes empresas o en industrias como el de la tecnología, los medios de comunicación o las telecomunicaciones. Es posible ver cómo la educación también se adapta a esta nueva ola. Lentamente, las casas de estudios están adoptando nuevas tecnologías y métodos para adecuarse a las nuevas generaciones y necesidades.

Es en este escenario donde la educación online es bienvenida: flexibilidad, bajo costo y alcance. Todo esto permite que cualquier persona, donde sea que esté, pueda aprender de profesores de las mejores escuelas del mundo, y lo mejor es que es a solo un clic.

Sin embargo, el entusiasmo tiene como frontera el tradicional mundo en el que aún nos encontramos. Porque en varias empresas se tiene conocimiento de la educación online, pero sólo en algunas se considera tan prestigosa como la presencial. Es por esto que algunos profesionales que todavía tienen dudas se preguntan: ¿agregaré o no un curso de este tipo en el currículo? ¿me validará un MBA online? ¿podré conseguir un nuevo empleo estudiando de esta manera?

Con el tiempo, plataformas digitales como edX o Coursera se han vuelto un repositorio de contenidos de las más reconocidas universidades de todo el mundo. Y la opción de aprender de cualquier tema está ahí. Cualquier persona puede inscribirse y comenzar a aprender gratis o pagando si es que quiere tener una certificación.

Patricia Pena, directora de pagos y operaciones en la Fundación Wikimedia, y Tony Cueva, emprendedor y gerente general de Drop, son ejemplos de profesionales que optaron por este tipo de enseñanza y que han sacado provecho en sus respectivas carreras.

Pena cursa el iMBA de la Universidad de Illinois Urbana-Champaign en Coursera. En tanto, Cueva realizó tres cursos en edX, “de los cuales mis favoritos han sido los que se encuentran en el grupo de MITx: Entrepreneurship 101: Who is your customer? y User Innovation: A Pathway to Entrepreneurship”.

Mientras Pena tomó esta opción como una alternativa a su escaso tiempo libre para cursar un programa de tiempo completo o presencial, Cueva lo fue descubriendo de a poco, primero haciendo un curso y luego llegando a inscribirse a un programa educativo que le permitió desarrollar como emprendedor e innovador.

“Dichos cursos desarrollaron mis habilidades blandas y me iniciaron en el mundo de los negocios”, dice Cueva.

En el caso de Pena, su decisión también se basó en las características de su MBA: “El curso tiene seis certificados, cada certificado tiene tres clases, y uno puede tomarlas de forma asincrónica. Una vez que los seis módulos estén completos, obtienes el iMBA. Este programa proporciona la libertad de crear un horario flexible, tomar descansos entre módulos y tener certificados independientes que tienen valor dentro y sobre sí mismo”.

Sobre el posible prejuicio en las empresas ante estos programas, para Pena las empresas al estar más globalizadas con equipos más internacionales, han migrado a un formato de trabajo remoto y amistoso en los últimos años. “El concepto que las únicas interacciones cara a cara se valoran ha quedado obsoleto. Tener interacciones virtuales y, por lo tanto, el aprendizaje virtual se ha convertido en algo normal”.

Aunque pare Pena no ha sido fácil cursar este programa, donde se requiere un nivel de disciplina adicional, sí le ha dado una ventaja: “Tengo más confianza en saber qué preguntas formular y cómo dar sentido a diferentes piezas de información y circunstancias debido al alcance y la profundidad del material de este programa”.

A seguir estudiando

Según información de Coursera, quienes suelen inscribirse en estos programas tienen entre 30 y 39 años, poseen un pregrado y buscan desarrollar nuevas habilidades y así cambiarse de empleo, empezar una nueva carrera o avanzar laboralmente.

A su vez, los temas más populares son los que se relacionan con el Análisis de Datos y Ciencias de la Computación, junto con los de Negocios.  

Para Tony Cueva, de Drop, toda persona que está interesada en cursar un programa de este tipo debería seguir las siguientes recomendaciones.

1. Que no se limiten a los conocimientos adquiridos en la universidad, sino que se incentiven a expandir lo aprendido o a aprender algo diferente. 

2. Tus oportunidades laborales y empresariales pueden crecer exponencialmente luego de ingresar a este mundo digital así que no pierdas el tiempo e intenta cursar algún curso que te apasione.

3. Si buscas innovar o estar a la vanguardia de la tecnología, recomiendo seguir cursos online para estar siempre actualizado. 

4. Lo bueno de los cursos online es que nunca estás solo ya que puedes consultar e interactuar con 10,000 compañeros de clase (por ejemplo) que llevan el mismo curso que tú alrededor del mundo. 

5. Si vocacionalmente no sabes cómo seguir tu carrera o te sientes confundido luego de terminar la universidad, la solución a dichos problemas la puedes encontrar en los cursos online. 

Como ellos, toda persona puede cursar un programa online y alcanzar sus objetivos.

FOTO: UNSPLASH.COM

En profundidad

Únase a la conversación