Gestión de Carrera

4 maneras de hacerse indispensable para su jefe

0
adult-brainstorming-business-1080848.jpg

Sharon Jones, autora del libro Mastering the Game o "Cómo dominar el juego", nos aconseja como navegar por las complejidades de la cultura corporativa y a convertirnos en alguien necesario.

Por

Consejo 1: construir sobre lo que se te dice.

Cuando un gerente da instrucciones, un buen empleado las seguirá de cerca y hará lo que se le dice. Sin embargo, un gran empleado no solo seguirá las instrucciones que le den, sino que también agregará valor al impulsar el proyecto anticipando el próximo paso del gerente. No debe esperar que los gerentes, quienes a menudo están ocupados administrando múltiples aspectos del proyecto, hagan su trabajo y también el del empleado. Los jefes en general no tienen tiempo para explicar cada aspecto de las asignaciones que hacen.

Informe a su gerente durante las reuniones de verificación sobre lo que ambos acordaron y el esfuerzo adicional realizado por usted para mejorar su aspecto del proyecto. Cuando demuestres competencia, es probable que su le gerente le otorgue más independencia para ejecutar proyectos, y usted se volverás un poco más indispensable.

Consejo 2: Tener una actitud de "poder hacer".

Si desea volverse indispensable para su gerente, entonces una de las mejores maneras de distinguirse de sus compañeros es ser una persona "capaz de hacer" en lugar de alguien que a menudo dice que no.

Los gerentes buscan profesionales que no solo produzcan resultados excepcionales sino que también tengan una actitud de "disposición”. La mejor manera de fortalecer su vínculo con su gerente es mostrar su disposición y si puede convertirse en una persona confiable, su relación con él se fortalecerá.

De manera realista, no podrá completar cada solicitud exactamente como se describe. Demuestre su compromiso con su gerente primero diciendo que sí, luego presente un plan alternativo de ejecución basado en su tiempo y limitaciones de recursos. Si encuentra una manera de obtener resultados confiables, especialmente en situaciones difíciles, su gerente comenzará a verlo como una persona "a quien acudir".

Consejo 3: aligerar la carga de trabajo de su administrador.

Ofrézcase como voluntario para quitar el proyecto de su jefe. Durante las reuniones de verificación, pregunte sobre los proyectos que están por llegar. Si se entera de alguno que se adapta a sus habilidades, ofrézcase para desarrollarlo.

Por otra parte, identifique las formas en que su conjunto de habilidades complementa el conjunto de habilidades de su gerente. Por ejemplo, si su jefe odia hacer una tarea en particular y usted está dispuesto a asumirla, él querrá mantenerlo cerca el mayor tiempo posible. Una nota de precaución: si bien puede ser voluntario ocasionalmente para realizar tareas administrativas y facilitar la vida de su gerente, debe priorizar los proyectos que aumenten sus habilidades.

Consejo 4: mantenga a su gerente actualizado de manera oportuna y hágale saber de cualquier bache en el camino.

A los gerentes no les gusta sorprenderse. Por lo tanto, la mejor manera de ser indispensable es asegurarse de mantenerlo actualizado sobre su trabajo. Usted puede enviar actualizaciones por correo electrónico. La cultura de su oficina dictará la manera apropiada para la actualización, pero la frecuencia es importante. Además, asegúrese de informar a su gerente si hay un problema que haya encontrado para que se pueda solucionar en una etapa temprana. Recuerda, a nadie le gusta sorprenderse en el trabajo.

FOTO: PEXELS.COM

En profundidad

Únase a la conversación