Gestión de Carrera

4 consejos prácticos para escribir bien en inglés

0
depth-of-field-desk-essay-210661.jpg

Escribir en inglés es necesario por muchas razones, no es raro que tengas que enfrentarte a situaciones como enviar un correo electrónico a tu nuevo socio en India o escribir ese ensayo para la revista académica que por fin aceptó tu disertación, entre otras cosas.

Por

Por Thea Bohn para Babbel MagazineConversar por primera vez en un idioma extranjero es una experiencia casi inolvidable. Ya sea una conversación con los lugareños mientras paseas por una playa en Río de Janeiro, haces un curso de cocina en Tailandia o si quieres alquilar una bicicleta en Ámsterdam, cuando logras expresarte oralmente en un nuevo idioma, seguramente estarás a un paso de empezar a hacerlo por escrito. Aquí es donde entra en juego una nueva experiencia en tu proceso de aprendizaje y, por tratarse de la lengua franca, el primer reto al que nos solemos enfrentar es a escribir en inglés (y, de hecho, a hacerlo bien).

Seamos realistas, escribir en inglés es necesario por muchas razones, no es raro que tengas que enfrentarte a situaciones como:

  • Enviar un correo electrónico a tu nuevo socio en India.
  • Escribir ese ensayo para la revista académica que por fin aceptó tu disertación.
  • Reclamar tu dinero a la tienda online donde compraste eso que nunca llegó.
  • Mandar una linda postal a esa persona especial que conociste durante tu semestre de intercambio.

En fin, me entiendes, ¿verdad? La probabilidad de que tarde o temprano te tengas que enfrentar al desafío de escribir en inglés es bastante alta. Y ni siquiera tienes que estar en contacto directo con hablantes nativos de inglés, porque cuando se unen diferentes naciones, el idioma preferido suele ser el inglés. No tengas miedo, te traigo cuatro consejos básicos que puedes aplicar casi a cualquier situación.

Consejo 1: estructura tu texto en términos de contenido y forma

Antes de comenzar a escribir las primeras palabras, te recomiendo que definas el objetivo principal de tu texto. Resume tu intención en una oración, define el enfoque y el tema. Esto no solo te ayudará con la estructura, sino que también facilitará que tus lectores te sigan desde el principio. Algunos trucos que pueden resultar de gran utilidad:

  • Trata de visualizar el orden en el que quieres decir las cosas.
  • Comienza con el argumento más fuerte o la información más pertinente.
  • Continúa enunciando tus principales argumentos en la parte principal y asegúrate de convertirlos en el corazón de tu texto.
  • Finalmente, termina con la conclusión que resume brevemente lo esencial.

Consejo 2: pon tus oraciones en contexto

Un buen texto se caracteriza por el hecho de que todas las ideas confluyen en un contexto significativo. Al comienzo es especialmente fundamental garantizar claridad a tus lectores y darles la seguridad de que los guiarás a través del contenido. Antes de mostrarte algunas palabras y frases útiles te recomiendo que no olvides:

  • Usar frases verbales expresiva y sencillas.
  • Explorar una idea cuando quieras desarrollar un tema.
  • Formular argumentos válidos si quieres convencer a alguien de tu posición.
  • En inglés, hay algunas frases adverbiales útiles (frases cuyo propósito es explicar una circunstancia con mayor precisión) que se utilizan para pasar de un punto a otro. Comenzar cualquier ocasión con tales frases adverbiales te resultará de gran ayuda.
  • Para comenzar una oración puedes poner: to begin with.
  • Si quieres continuar enunciando diferentes argumentos usa: first, second o third.
  • Cuando necesites hacer hincapié en un tema especial, te recomiendo: with regard to o considering.
  • Como conectores de ideas puedes usar therefore o hence.
  • La conexión de argumentos o párrafos la puedes hacer con expresiones como: additionally o, para comparar argumentos, on the contrary.
  • Para resaltar los beneficios o desventajas después de un argumento usa: nevertheless o however.
  • Termina tu texto con finally o in conclusion.

Consejito extra: si quieres escribir una carta o un correo electrónico en inglés, puedes terminar tu texto con Kind regards o Best wishes y después tu nombre.

Consejo 3: mantén la precisión y un tono continuo

Si has seguido nuestros consejos hasta ahora, seguramente estarás en el camino apropiado para escribir cualquier texto en inglés. Ahora bien, ¿cómo pasar de escribir un texto a escribir un muy buen texto? El secreto: ¡todo es cuestión de estilo! Los dos principios más importantes que debes tener en cuenta son la precisión y la coherencia.

Precisión significa encontrar la palabra correcta, no solo la terminología exacta o la información pertinente, sino elegir exactamente esas palabras que mejor se adaptan a una serie de adjetivos. Evita los errores frecuentes, como adornar mucho las oraciones o no ir directamente al grano.

La mejor manera de seguir un estilo coherente es pensar de antemano quién leerá tu texto y en qué tono deseas involucrar a tus lectores. Es importante que no caigas en la trampa de confundir la rigurosidad y la repetición: si usas las mismas palabras o frases con demasiada frecuencia, es probable que pierdas algo de credibilidad.

No es un secreto que generalizar es malo. Y, por supuesto, la oración anterior es un buen ejemplo de ello. Un buen texto en inglés o en cualquier otro idioma se caracteriza por seguir un hilo conductor, mas no por entrelazar argumentos indiscriminadamente. En otras palabras: quédate con tu tema y elige argumentos de peso.

Importante: Te recomiendo que al escribir textos en inglés uses más la voz activa que la pasiva. Esta te ayudará a manejar un estilo más fluido que, a la vez, entretiene y aclara quién está realizando la acción.

Consejo 4: acerca de tu opinión e ideas propias

Una vez has puesto el punto final a tu texto en inglés, es muy probable que tus ojos estén llenos de orgullo. Y con toda la razón, ¡es el fruto de tu trabajo! Sin embargo mi último consejo es que, dependiendo del tipo de texto, escribas o no tu propia opinión. Si se trata de un texto periodístico o riguroso, manténte a la par de los hechos. Ahora bien, si por el contrario se trata de un análisis o de una investigación realizada por ti, no olvides expresar tu posición frente al tema (te recomiendo que lo hagas siempre a modo de conclusión).  Una opinión bien argumentada nunca estará fuera de lugar y se encargará de demostrar que el texto es un producto completamente de tu autoría.

Para expresar tu opinión en inglés puedes usar expresiones como in my opinion, it seems (to me) that o I think that. Para citar o referirte a otras personas puedes usar according to o as debated by. Importante: no olvides visitar algún manual para citar correctamente a tus fuentes.

FOTO: PEXELS.COM

En profundidad

Únase a la conversación