Por esta razón el negocio tradicional de los bolígrafos no morirá

0
pexels-photo_7.jpg

El plan es mantener la lealtad de sus clientes, ya sea a través de vender sus productos en el canal tradicional o en el moderno.

Por

Bic es una empresa conocida por sus tradicionales bolígrafos negros. De acuerdo con Michael Kaller, director de Marketing de la compañía en México, pese a que cada vez más consumidores usan computadoras y tablets para tomar notas, las plumas no se dejan de vender, sobre todo en colores tradicionales como el negro, rojo, azul o verde.

Sin embargo, este negocio crece gracias a las innovaciones, pues los estudiantes de la actualidad prefieren escribir con rosa, turquesa y morado, entre otros. La comercialización de estos artículos avanza a doble dígito.  

Los bolígrafos tampoco dejan de comprarse por una sencilla razón: son pocas las personas que se acaban la tinta de una pluma, ya que es muy común perderlas antes de que eso ocurra.

La compañía, que tiene dos plantas en el país —una enfocada en la fabricación de bolígrafos y otra en la de rastrillos—, exporta una parte de dicha producción a países como Estados Unidos.

Frente a posibles cambios en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), el ejecutivo confió en que la renegociación del acuerdo favorezca a los mercados que lo integran. El año pasado, las ventas globales ascendieron a US$ 2.475 millones.

Crecimiento

Este 2018 las diferentes categorías del fabricante de origen francés Bic, que incluyen bolígrafos, encendedores y rastrillos, tuvieron crecimientos superiores a 10%, dijo Kaller.

"Observamos un gran año para Bic en nuestras tres categorías, pero también con un entorno complicado a nivel macroeconómico. También cada vez es más fuerte la presión competitiva”.

Precisó que a nivel valor ventas netas, la firma prevé crecimiento a doble dígito, pues Bic es una empresa que es capaz de crecer muy por arriba del Producto Interno Bruto (PIB).

Según Kaller, aún hay oportunidades para crecer en México, ya que este mercado es el cuarto más importante para la firma a escala global después de Estados Unidos, Brasil y Francia.

Así, el plan es mantener la lealtad de sus clientes, ya sea a través de vender sus productos en el canal tradicional o en el moderno.

Vemos claramente oportunidades en el canal tradicional, de los abarrotes, hay un mar de oportunidades todavía. En el canal moderno queremos 'premiumnizar' para dar opciones al consumidor que es más exigente”.

Entre las apuestas de la compañía está la venta de navajas de rasurar cada vez más eficientes que eviten la irritación.

FOTO: PEXELS.COM

En profundidad

Únase a la conversación