Educación

Los colegios no son la fuente principal de transmisión de COVID-19, según OMS

0
travis-gergen-218893.jpg

Director regional para Europa de la Organización Mundial de la Salud (OMS), sugirió que se deberían aplicar las mismas medidas de higiene y distancia social que se han implementado desde el inicio de la pandemia.

Inscríbase en nuestros newsletters

Por

Luego de ocho meses de pandemia por el coronavirus, varios países han buscado la manera de regresar, de manera paulatina, a la normalidad. Implementando medidas de seguridad y restricciones han ordenado abrir restaurantes, bares, cines o colegios. Sobre la apertura de estos últimos el director regional para Europa de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Hans Kluge, dio un parte de tranquilidad. Explicó que las escuelas no juegan un papel central en la transmisión del coronavirus.

Sin embargo, en rueda de prensa, Kluge aclaró que su capacidad como propagadoras está ligada también al nivel de contagio que exista en una comunidad. ”Hasta ahora sabemos que el entorno escolar no es un factor principal en la pandemia. Pero cada vez hay más publicaciones que refuerzan la evidencia de que los niños sí juegan un papel en la transmisión, aunque más vinculado a reuniones sociales”, añadió.

Para poder abrir las escuelas, Kluge sugirió que se deberían aplicar las mismas medidas de higiene y distancia social que se han implementado desde el inicio de la pandemia. Pero, advirtió, que se deberían plantear unas adicionales dependiendo de cada ciudad y de cómo se comporte el virus. ”No podemos abrir las sociedades sin abrir las escuelas primero. Este ha sido el mayor transtorno en la historia de la educación, con 1.600 millones de escolares afectados en 190 países”, afirmó.

Tapabocas obligatorios para regresas a clases

En Italia la reapertura de colegios está prevista para el 14 de septiembre. Para ello, los ministros anunciaron que será obligatorio el uso de mascarillas en las clases y la medición de la temperatura. Las normativas piden que no vayan al colegio los niños que presenten una temperatura de 37,5 grados. El ministro de Salud pidió a los padres que controlen la temperatura de sus hijos antes de llevarlos a clase para evitar aglomeraciones a la entrada o el posible contagio en los medios de transporte.

En Roma, por ejemplo, la temperatura debe tomarse a cualquier persona que ingrese a centros preescolares y guarderías, incluidos padres y cuidadores, pero no en el resto de ciclos escolares. Para garantizar la distancia en las clases, han comprado 2,4 millones de pupitres individuales y se entregarán 11 millones de mascarillas diarias.

En Francia las escuelas abrirán el 1° de septiembre. El ministro de Educación, Jean-Michel Blanquer, aseguró que hace un mes establecieron un protocolo de vuelta a clase, que establece las condiciones de distancia de seguridad entre alumnos y de higiene en las aulas, pero que ha sido reforzado en los últimos días ante el avance de la pandemia. Todos los docentes y los alumnos mayores de 11 años tendrán que llevar mascarilla en los espacios cerrados.

En Inglaterra los centros educativos han decidido tener horarios distintos entre los alumnos a la hora del almuerzo, los recreos, y las entradas y salidas de los niños. Casi todas las escuelas han creado grupos “burbujas” de escolares y han colocado puntos específicos con desinfectantes de manos y profundizar la limpieza de los edificios. El nuevo periodo académico empieza el 1 y 2 de septiembre, aunque cada zona del país es diferente y algunas no abrirán hasta el lunes 7 de septiembre.

En Túnez ya aprobaron un protocolo para el regreso a clases. Prevé el uso obligatorio de mascarillas por parte de todos los trabajadores en los espacios educativos, docentes y formativos, pero libera de ellos a los menores de 12 años “porque la mayoría de los estudios científicos realizados no han demostrado la posibilidad de contaminación por este grupo de edad”, explicó Mohamad Hamdi, ministro de Educación.

Incluye, además, medidas de control y cuarentena de los casos sospechosos, desinfección de los espacios una o dos veces al día como mínimo y la organización de campañas de sensibilización dirigidas a estudiantes a los que se les proporcionará la asistencia psicológica necesaria. Hamdi confirmó que el año escolar arrancará como estaba previsto 15 de septiembre mientras que el académico lo hará entre 1 al 28 de septiembre.

Cierre de colegios por rebrotes

Los colegios en Seúl (Corea del Sur) retornaron a partir del miércoles las clases a través de internet debido al incremento de casos de COVID-19 en el país y especialmente en esta zona. El Ministerio de Educación explicaron que al menos hasta el 11 de septiembre todos los jardines de infancia y colegios de las ciudades de Seúl e Incheon y la circundante provincia de Gyeonggi deberán implementar las lecciones a distancia.

La medida, sin embargo, no afecta a los alumnos del último curso de Bachillerato que podrán acudir a las aulas con el vigente sistema rotatorio de limitación de aforo, que deben preparar el crucial examen de acceso a la universidad. Esta decisión fue aprobada luego de que 150 estudiantes y 43 profesores hayan dado positivo por COVID-19 en los últimos 14 días en la región de Seúl.

En Birmania cerraron todos los colegios por nuevos casos. El jueves 20 de agosto se cerraron los más de 6.000 institutos del país que obtuvieron permiso para reabrir sus puertas el pasado 21 de julio, con más de un mes de retraso, mientras que los centros de educación primaria aún no han comenzado el curso escolar, que en Birmania comienza normalmente a principios de junio y termina a finales de febrero.

El cierre de las escuelas afecta un total de unos 16 millones de alumnos en edad escolar, algo más de 6 millones en educación secundaria, según datos de la UNESCO, y ha sido recibido con preocupación por muchos padres birmanos.

En profundidad

Únase a la conversación