Recursos Humanos

Las empresas invertirán nuevos recursos para adaptarse al trabajo remoto

0
cathryn-lavery-67851-unsplash.jpg

Encuesta de Xerox reporta los retos que surgieron por la transición repentina al trabajo remoto y las medidas que se tomarán.

Inscríbase en nuestros newsletters

Por

Las empresas en el mundo están invirtiendo en nuevos recursos para ser compatibles con una fuerza de trabajo híbrido remoto/en la oficina, según los resultados de una nueva encuesta global de negocios, comisionada por Xerox Holdings Corporation.

De esta manera, el 56% busca aumentar sus presupuestos de tecnología y el 34% planea acelerar su transformación digital como consecuencia de la COVID-19.

La encuesta denominada El futuro del trabajo de Xerox, realizada por la empresa de investigación independiente Vanson Bourne, se aplicó a 600 encargados de las decisiones de TI, incluidos profesionales de nivel C, de los Estados Unidos, Canadá, el Reino Unido, Alemania y Francia, cuyas organizaciones cuentan con al menos 500 empleados.

Los encuestados reportaron los retos que surgieron por la transición repentina al trabajo remoto, el 72% mencionó que no estaban completamente preparados desde una perspectiva tecnológica.

Además de la tecnología (29%), los mayores puntos críticos durante el período de trabajo remoto obligatorio fueron la ruptura de las comunicaciones entre los equipos/ empleados (26%) y mantener la concentración (25%).

"Si bien no hay duda de que la pandemia de la COVID-19 ha cambiado nuestra forma de trabajar, nuestra investigación encontró que, con el tiempo, muchas empresas planean regresar a la mayoría de sus empleados a un entorno de oficina. Esto podría ser por una variedad de razones, entre ellas la comunicación, la velocidad de la toma de decisiones y el desarrollo de talento", sostuvo el presidente y director de Operaciones de Xerox, Steve Bandrowczak.

Otros hallazgos importantes de la encuesta fueron:

Las empresas planean que la mayoría de sus empleados regresen a la oficina, aunque las políticas de trabajo remoto extendidas hayan llegado para quedarse.

Antes de que se impusiera el trabajo a distancia, el 33% de los encuestados dijo que la seguridad de las redes y datos, así como la privacidad, eran sus mayores preocupaciones de tener una fuerza de trabajo remota. El 24% citó la productividad de los empleados, seguido del 16% que mencionó la infraestructura tecnológica.

Estas preocupaciones, junto con la creencia del 95% de los encuestados que considera la comunicación en persona como importante para el desarrollo personal y la evaluación del talento, indican que la generalización del trabajo a distancia no reemplazará a los entornos de trabajo más tradicionales.

El trabajo remoto reveló las brechas tecnológicas. La rápida transición al trabajo a distancia fue difícil para la mayoría de las empresas, ya que solo el 28% afirmó estar completamente preparado y el 29% mencionó que la tecnología era uno de sus puntos más delicados.

Las prioridades de la compra de tecnología están cambiando para dar mejor apoyo a los empleados. Como resultado de las brechas tecnológicas descubiertas al momento de verse obligados a trabajar a distancia, el 70% de los encargados de la toma de decisiones de TI en el mundo están revaluando cómo gastar sus presupuestos, ya que las empresas están incrementando sus inversiones en recursos de tecnologías a distancia (55%).

En profundidad

Únase a la conversación