Gestión de Carrera

Cómo hacerse visible ante un caza talentos de profesionales

0
headhunting.jpg

Este proceso de búsqueda de directivos de empresas, actualmente se utiliza en el reclutamiento de cargos profesionales que poseen conocimientos técnicos específicos o experiencia en determinados rubros.

Por

Cuando un profesional busca trabajo o cambiarse de empleo, además de mirar las ofertas laborales que se publican tiene que hacerse visible para los cazadores de talentos o headhunters.

Si hasta hace unos años este sistema se aplicaba fundamentalmente en la búsqueda de cargos altos, jefaturas, gerentes y directores, hoy el headhunting se ha extendido al reclutamiento de profesionales para distintas industrias.

De acuerdo a cifras de GrupoExpro, el 70% de las ofertas de empleos profesionales se publican, mientras el 30% son buscados mediante headhunting, donde el reclutador realiza una búsqueda directa del perfil que le ha solicitado una empresa y contacta a la persona.

“El headhunting se utiliza para cualquier perfil que sea difícil de encontrar en el mercado, cuando se requiere un profesional conconocimientos técnicos específicos o la empresa pide que venga de determinada industria. Esta búsqueda dirigida permite encontrar con efectividad la persona que reúne los requisitos para el cargo”, explica Tatiana Burgos, psicóloga laboral de Reclutamiento y Selección de GrupoExpro.

Tradicionalmente esta búsqueda se realizaba a través de bases de datos de consultoras y empresas de la competencia. Hoy se han agregado redes sociales en Internet, lo que permite a los headhunters acceder a mayor información y a los profesionales hacerse más visibles.

Por el proceso de headhunting se puede buscar un ingeniero comercial que tenga específicamente experiencia laboral en la industria papelera o un ingeniero de TI con experiencia en transformación digital, grafica la experta.

Entre las profesionales que hoy se buscan por headhunting están ingenieros senior (sobre 5 años de experiencia) con especialización en minería o mecánica; químicos farmacéuticos; profesionales de la salud; tecnólogos médicos con experiencia en ventas; informáticos con conocimientos específicos en Java, Android, IOS; ejecutivos comerciales como product manager y Key Account Manager (KAM), entre otros.

Nutrir las redes

Para ser contactado por un headhunter, los profesionales deben desarrollar su marca o sello personal y red de contactos que aumente su visibilidad. “Un error es no mantener actualizado el perfil laboral en las redes profesionales, como LinkedIn y otras. Tienen más posibilidad de ser llamados quienes tienen un perfil con información al día, aunque estén trabajando desde hace varios años en la misma empresa. Hay que detallar principales funciones, responsabilidades y logros”, advierte. 

También hay que utilizar palabras clave porque los headhunters aplican filtros específicos en sus búsquedas, como experiencia en determinado rubro, conocimiento en software, máquinas, idiomas, IFRS en el caso de contadores, o B2B. “Como el headhunter busca perfiles específicos, hay que informar esos aspectos”, explica.

Es aconsejable seguir en redes a otros profesionales del rubro, empresas donde se desea trabajar o consultoras de headhunting. Incluso por mensaje privado se puede contactar al reclutador para manifestar disposición a participar en un proceso de caza talentos. También se puede realizar publicaciones y etiquetar a otros profesionales para nutrir las redes y aumentar la visibilidad ante los headhunters.

Burgos recomienda mantener el contacto con ex compañeros de carrera de estudios, pues podría recomendarnos para una propuesta laboral.

Una opción adicional es participar en actividades de networking (redes laborales) como desayunos periódicos, congresos o conferencias donde participan profesionales de distintas industrias y asisten consultoras de reclutamiento.

Si el profesional contactado es entrevistado por el reclutador y preseleccionado, su perfil pasa a la empresa que solicitó la búsqueda y que lo entrevistará directamente.

“Como estas personas negocian sus condiciones laborales y cambio de trabajo, normalmente permanecen de manera estable en la nueva empresa que los contrató. Por eso, es un proceso muy valorado”, concluye Burgos.

En profundidad

Únase a la conversación