Liderazgo

Trate de que otros fallen

0

Aquellos que traspasan sus límites, expanden su núcleo de acción y asumen desafíos inciertos, son los que crecen.

Inscríbase en nuestros newsletters

Por

Santiago. Imagine que le encomienda la siguiente tarea a un empleado, “Quiero que hagas X, te va a costar bastante y tienes una probabilidad superior al 50% de fallar”.

Podrá parecer que lo estamos abandonando a su suerte o más bien preparando un escenario para que falle, pero lo que en realidad estamos haciendo es contribuyendo a su éxito en el largo plazo.

Cuando revisamos los momentos más importantes de nuestra carrera, nos encontramos que en muchos de nuestros saltos profesionales, las cosas no funcionaron como esperábamos y son estas instancias con las que logramos mayor crecimiento. Para algunos de nosotros fue quedar sin trabajo, para otros un proyecto mal llevado/ejecutado, y para otros fueron condiciones que no podemos controlar, como una crisis económica, siendo estas las que nos han llevado a dar este salto y crecer profesionalmente. No siempre es fácil, no pain no gain.

El problema es que nos educan para evitar las fallas, dado que estas son vistas como fracasos. Por ello, tendemos a movernos en un ámbito conocido, de comodidad, donde el éxito está casi garantizado. Pero son aquellos que traspasan sus límites, expanden su núcleo de acción y que asumen desafíos inciertos, los que crecen, donde cada falla, error y puerta cerrada, es una oportunidad de mejorar.

Cuando le decimos a nuestro empleado “que tiene una alta probabilidad de fallar”, implícitamente lo estamos desafiando a que se esfuerce más, que amplíe sus límites y que se demuestre a sí mismo que puede lograr más de lo que se espera de él.

Intente fallar usted mismo. Esto es válido no sólo para sus subordinados, sino para uno mismo. Si quiere mejorar su rendimiento, fíjese metas donde tiene entre 50% y 70% de posibilidad de éxito, de este modo, cuando falle cerca de la mitad de las veces, analice qué debe hacer distinto y vuelva a intentarlo.

Una recomendación para cuando haga esto, debe estar alineado con su jefe, no vaya a ocurrir que él (ella), entienda que fallar es un fracaso.

En profundidad

Únase a la conversación