Profesores: sus estrategias de formación continua

Las señales apuntan cada vez más a un mundo donde la principal fortaleza es la educación, y la habilidad más valorada, la capacidad de aprender continuamente y adaptar los conocimientos viejos a las novedades que surgen incesantemente. Al final puede encontrar una lista de sugerencias de los para mantenerse al tanto.

Autor: Jennifer P. Roig

17/01/2012
  • Promedio: 4.3 (4 votos)
  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar

El conocimiento es poder. La frase es tan antigua que se pierde en el tiempo, pero nunca como ahora su significado tuvo tanta potencia. Recientemente, un informe de OCO Global llamó la atención sobre una tendencia que da cuenta de la relación positiva entre la disponibilidad de talento capacitado en una locación y el volumen de inversión extranjera directa que esta recibe. Al mismo tiempo, las empresas más exitosas de la actualidad son aquellas que han sabido llevar la delantera en tema de innovación y tecnología. Sin dudas, el conocimiento es clave en el mundo hacia el que vamos.

A pesar de que la información abunda alrededor nuestro y sobre todo en internet, las universidades mantienen su rol de centros vitales para la conservación, generación, transmisión y transformación del conocimiento. Son el sitio por excelencia donde la información, general o especializada, cualifica como válida y provechosa o se desecha por falsa o banal, gracias a la investigación, la experimentación y la confirmación de los datos. Los estudiantes entran para adquirir herramientas y habilidades que luego emplearán una vez se catapulten al mercado laboral. Y dentro de las universidades, en el núcleo mismo de todas estas funciones, los profesores son las piezas imprescindibles para que todo este engranaje funcione. 

Sin embargo, pocas veces alguien se detiene a reflexionar dónde, cuándo y qué aprenden cotidianamente estos profesionales, precisamente los que tienen la responsabilidad de enseñar.

Específicamente en el mundo de los negocios, resulta interesante cómo se las arreglan los docentes de programas de administración para mantenerse actualizados de cuanto pasa, en medio de un escenario marcado por los cambios que impone el proceso de globalización, la crisis económica, y el impacto que las tecnologías digitales están grabando en las maneras de trabajar y entender el mundo de las nuevas generaciones.

AméricaEconomía indagó entre profesores de varias de las escuelas más destacadas de América Latina para conocer sus estrategias de mantenerse constantemente al día.

"Investigación, docencia y consultoría"

La asistencia a conferencias y congresos, servir como profesor invitado en otro centro de enseñanza nacional o extranjero, viajar para conocer otras realidades y la participación en equipos de investigación internacionales, se repiten en las respuestas de los profesores. Pero involucrarse en estas actividades implica contar con el apoyo de la universidad, dado el nivel de gastos y el empleo de tiempo que conlleva. Por tanto una primera conclusión es que la universidad asume una gran responsabilidad en la capacitación de sus docentes

En EAFIT, por ejemplo, “se sigue de cerca el desempeño de los profesores a través de varias fórmulas, haciendo énfasis en las evaluaciones que se les pide a los estudiantes sobre la metodología usada por el maestro, sus herramientas pedagógicas y conocimientos. A partir de los resultados, y de la opinión del jefe de departamento o disciplina, se genera un plan de acción para mejorar. Pero siempre se deja en libertad al profesor para perfeccionar su capacitación. Aunque sí es obligatoria la participación en al menos tres cursos de superación en el año”, dice Óscar Medina, coordinador del programa MBA de la escuela colombiana.

Con todo, existen otras estrategias también nombradas por los profesores que son generadas más a nivel individual. Estas sugieren una combinación de interacciones entre colegas de la misma disciplina u otras afines, y añadido un hábito constante de búsqueda de información nueva

Un elemento siginificativo que repiten los profesores apunta a la misma separación de opiniones observada entre otros profesionales con respecto a la superabundancia de información. Mientras algunos reciben con bombos y platillos la multiplicidad y fácil acceso a las fuentes, otros acusan dolores de cabeza ante la avalancha. 

Luis J. Sanz, decano asociado de la escuela costarricense de negocios INCAE, comenta que "mantenerse actualizado en un mundo tan volátil y cambiante no es sencillo. Paradójicamente, el problema no es de falta de información, sino exactamente lo contrario. Si hay un efecto claro de la globalización es un exceso de datos muy difícil procesar, debido a la inmediatez de la noticia, la web 2.0 donde cada persona puede generar contenido para que otros lo veamos, y las redes sociales donde estamos al tanto de las actividades de todos los 'amigos'. En medio de esta vorágine informativa, uno corre un serio riesgo de saber demasiado de lo inmediato, y muy poco de lo importante".

Fotografía: www.salon.com

Del otro lado se ubica Oswaldo Morales, profesor en la peruana ESAN de gerencia intercultural. Para él resulta todo "definitivamente más fácil". Según el profesor, "ya con el uso de los correos electrónicos que es lo más básico se viabiliza todo, pero además la comunicación se hace más rápida y barata a través de skype. Y además están los blogs, sitios de descargas inmediatas, se pueden pedir alertas de libros nuevos y muchas más opciones que uno puede consultar. Por supuesto, el diseño de la rutina, la forma de repartirse el tiempo, depende de cada uno". 

Sin embargo, ambos coinciden en resaltar la importancia de la investigación y de la consultoría para la auto superación del profesor. "Hay tres áreas fundamentales a desarrollar dentro de este trabajo, la investigación para estar al tanto de las corrientes, la docencia que es el centro, y la consultoría, para tener un pie en la realidad". Sanz también otorga gran peso a "mantener una agenda activa de investigación, hacer consultoría, escoger las fuentes de información" pero además, suma "formar parte de un grupo con intereses afines para intercambiar información y opiniones". 

Virginia Lasio, directora de la ecuatoriana Espae-Espol, ejerce también como profesora de Comportamiento Organizacional del MBA Part Time y el EMBA. Ella se muestra de acuerdo con esta noción, "además de las capacitaciones formales y los cursos de superación a los cuales puedan asistir los profesores, su actualización permanente tiene mucho que ver con las redes profesionales de las que forman parte. De hecho, 'estar al día' significa conocer lo que se discute, investiga y publica en el momento presente dentro de su campo de especialización". Para Lasio, la disponibilidad de plataformas como LinkedIn, Twitter o Facebook no es más que una prolongación de esas mismas redes profesionales.

Por último, la consulta diaria de noticias nacionales internacionales, generales y específicamente relacionadas con sus disciplinas y especialidades, parece ser punto común en las rutinas diarias de los profesores de las escuelas de negocios en América Latina.

Fuentes de autoformación

Oswaldo Morales, profesor en la ESAN de gerencia intercultural y cultura organizacional recomienda:

http://intercultural.blogia.com/

http://www.cuadernointercultural.com/

http://interculturality-thinktank.blogspot.com/

https://community.oas.org/iten_ried/iten/f/1174.aspx

http://hbsp.harvard.edu/

The Economist, versión online

http://www.i-c-r.org.uk/

http://www.journals.elsevier.com/international-journal-of-intercultural-relations/

http://jcc.sagepub.com/

David Ridley, profesor de Economía aplicada a la Salud, Organización Industrial y Management Estratégico en la Fuqua School of Business de la Duke University recomienda: 

http://www.firstwordpharma.com/

http://marginalrevolution.com/

http://www.oxfordjournals.org

The Economist, versión impresa.

Mientras, si quiere mantenerse al tanto de los temas relacionados al mundo de la educación en negocios y management, puede consultar a diario el sitio MBA&Educación Ejecutiva de AméricaEconomía.

  • Promedio: 4.3 (4 votos)
  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar

Comentarios

Diego Cantero
26 January, 2012 - 17:25

La disciplina es un aspecto crucial para mantenerse todo el tiempo en formación y ayuda ver cómo lo hacen quienes tienen que hacer eso por oficio. Muchas gracias.

Ariel Sotelo
19 January, 2012 - 10:20

Creo que también es importante que la propia escuela de negocios tenga una plantilla integrada de profesores donde haya gente full time, con alta dedicación a la investigación, junto a gente part time, pero con vida empresarial, entonces los académicos se enriquecen con la visión "real" y los empresarios acceden fácilmente a altos niveles teóricos.

Enviar un comentario nuevo

Nombre: Email: Sitio Web: