Finanzas

¿Regalo de navidad o castigo pagadero en cuotas?

0
loreto-barril.jpg

Loreto Barril, líder de Retiro de Mercer Chile.

Por

Sólo algunos días después de la Navidad del año recién pasado, el Senado chileno aprobó y despachó el proyecto de ley que prorroga hasta el 2018 la cotización previsional obligatoria de los trabajadores independientes. Es decir, hasta dos años más no será obligatorio cotizar en el Sistema Previsional para quienes emiten boletas de honorarios por la prestación de sus servicios. El descuento obligatorio a quienes no lo hagan mes a mes se trasladará a la Operación Renta 2019, tomando en cuenta la renta imponible del 2018, y se aplicará a todos los trabajadores que entreguen boletas tanto del sector público como privado. 

Impacta ver cómo esto fue celebrado y buscado por distintas personas, quienes ven en esta decisión algo así como un regalo de fin de año. Pero, ¿se dan cuenta los parlamentarios y las personas independientes, que esto no es más que la postergación de un ahorro? ¿y que los únicos perjudicados serán los mismos independientes?¿se han puesto a pensar de qué van a vivir cuando lleguen a los 90 años o más y no puedan generarse un ingreso por sus propias manos?.

¿Serán esos mismos parlamentarios los que en el futuro depositarán mensualmente de su sueldo el dinero para la manutención de esos pensionados que hoy son independientes? Evidentemente no. En palabras simples, esa postergación es simplemente regalar tiempo que no les pertenece.

Chile, si quiere ser un país más justo, no puede darse el lujo de postergar ciertas medidas porque son impopulares o costosas. Hay medidas que no siendo del agrado de todos son necesarias para asegurar una mejor calidad de vida y oportunidades a los ciudadanos. Simplemente hay que hacerlas tomando en cuenta lo que es mejor para el futuro, mirando más allá del momento.

La OCDE, a la que tanto caso le hacemos en algunas materias, recomendó que Chile elevara la edad de jubilación y subiera la tasa de cotización (desde el actual 10%). “Tenemos que trasladar mejor el mensaje de que trabajar más tiempo y contribuir más es el único camino para conseguir un ingreso decente en la jubilación”, indicó en su momento el secretario general de la organización,  Ángel Gurría.

El año pasado, la Comisión Bravo analizó distintas mejoras para el actual sistema de pensiones, incluyendo el ámbito de las personas independientes. No obstante, los frutos de dichos cambios (de concretarse) no se verán en el corto plazo. Lo importante es conocer y comprender el sistema actual que tenemos porque nos acompañará por largo tiempo. Los necesarios ajustes que son urgentes de concretar no consideran cambios estructurales de fondo que nos hagan pensar que una mejor pensión nos caerá del cielo. Urge comunicar correcta y oportunamente para que nuestros jóvenes de hoy (muchos independientes) se provean de una vejez mejor que la que tendremos nosotros.

Entonces, ¿podemos esperar que las autoridades se den cuenta del peso que tienen estas decisiones que hoy tomamos de forma tan liviana? Se está privilegiando el efecto que provoca la hoy la decisión por sobre el beneficio futuro de muchas personas independientes. La pregunta es ¿de quién dependerán? ¿del Estado?¿de sus hijos?, de cualquier forma dependerán de la caridad.

En profundidad

Únase a la conversación